top of page
  • www.make-arquitectura.com

¿Hipnotizan las falacias?

A veces, ciertas "arquitecturas" necesitan manual de usuario. La espectacularidad no suma, solo se hace notar y en cierta manera resta... El "show arquitectónico” en sí mismo no tiene un valor social y no es sorprendente perderse y hacer perder a los demás en este "sofisma de distracción" que no fluye y por ende no hace fluir ni construye.


Sin embargo, logrando un equilibrio entre conceptos como flexibilidad, accesibilidad, estética, funcionalidad, sostenibilidad, tecnología, etc, la porción que le corresponde al "show" dentro de la balanza de los proyectos arquitectónicos que lo contengan puede ser utilizado como una herramienta más para transmitir mensajes que mejoren la calidad de vida de las personas, que estructure ciudades y que realmente contribuya tanto al tejido social como al individuo - más allá de "en sí".


Siempre será necesario repensar y reinterpretar los "nuevos y nuevos" conceptos arquitectónicos, instrumentos y formas; si dentro de nuestra profesión realmente queremos operar aportando de una manera no "pro-consumista" disfrazada, además de distorsionadora de la realidad.


La arquitectura se debe desarrollar dentro de un proceso de “arquitectura consciente” y la improvisación y la experimentación… siempre serán positivas cuando éstas no provengan ni de caprichos ni de engaños - autoengaños.




Texto e imagen aparecen de la misma manera en el blog de make arquitectura interior, www.make-arquitectura.com, compañeros y co-creadores de/en innsae.life.



1 visualización
bottom of page